BIOGRAFÍA

La Comunidad Literaria y de Artes Plásticas Infanto-Juvenil "Aventuras de Papel" nació en la ciudad de Mar del Plata, para abrir una puerta que estaba cerrada, la participación de niños y jóvenes en el ámbito literario marplatense.

Tenemos premios como:

*Lauro de Oro, otorgado por la Fundación "Algo por Colombia" (Octubre del 2014).
*Voluntariado y Bien Común, una mención que consta de un certificado enmarcado y una medalla, auspiciada por Rotary Club, otorgada por la "Federación para la paz Universal" (Diciembre del 2015).

Participamos de antologías como:

*Huellas a la Mar 6, editada en papel por "Ediciones Literarte" de Graciela Diana Pucci, y auspiciada por la Secretaría de Cultura de Presidencia de la Nación Argentina y el Honorable Concejo Deliberante de Vicente López (2016).
*Huellas a la Mar 7, editada en papel por "Ediciones Literarte" de Graciela Diana Pucci, y auspiciada por la Secretaría de Cultura de Presidencia de la Nación Argentina y el Honorable Concejo Deliberante de Vicente López (2017).

Publicamos bajo nuestro nombre:

*Como Golondrinas, editada en papel por "Ediciones Literarte" de Graciela Diana Pucci y presentada en Buenos Aires en el histórico Café Tortoni (2018).

Monday, November 10, 2014

SANTA GABRIELA

Todas las monjas estaban rezando, cuando de repente entra con prisa la madre superiora y dice:
-¡Vengan! La hermana Gabriela está muriendo y quiere despedirse de ustedes.
Antes de marchar, las monjas caminaron rápidamente al cuarto. La madre superiora sostenía la cabeza de la niña, llamada Gabriela, que tenía apenas 16 años. Era muy linda: Tenía un rostro de ángel, lucía demasiado frágil para este mundo, en el cual parecía que solo había nacido para morir. Gabriela le sonrió dulcemente a la madre superiora y al grupo de monjas que se encontraba ante ella. La hermana Ángela al ver el rostro de la niña tan triste y pálido rompió en llanto.
En el pié de la cama se encontraba una cruz de plata rodeada por azucenas y un sacerdote arrodillado frene a la cruz suplicándole a dios que aceptara el alma de la inocente en el paraíso.
Las monjas se arrodillaron con sus manos pegadas una a la otra y oraron.
Gabriela parecía ya muerta.... Después de un largo y triste silencio, entró por la ventana un aroma a jazmines del dulce jardín. Gabriela abrió los ojos. Ahora, pronto, vería a la virgen y podría contarle cuanto amor siente por dios. Entonces apareció en la ventana un rostro radiante. ¡Gabriela pensó que ya estaba muerta!
La extraña se arrodilló al otro lado de la cama y tocó con sus manos radiantes el cuerpo de la niña. -¡Gabriela!... -¡Murmuró!... ¡Gabriela!...
Y con la rapidez de un rayo, los recuerdos de la casa llegaron a la mente de la niña, las hermanas pudieron ver el sonreír de su rostro...
Ella susurró:
-¡Madre!... ¡Madre!...
La mujer silenciosamente extendió sus brazos y cargó a la niña, así también, desapareciendo ente los arbustos del jardín. Bajo un árbol la mujer se detuvo y susurró:
-¡Gabriela!... ¡Gabriela!... -¡Háblame!... ¡Dime que no as muerto!
Pero la niña seguía inmóvil... Lo único que se movían eran sus labios, formando un sonrisa eterna.
 La mujer la posó en el piso y besó su frente, gritando: ¡Despierta!
Bajo sus pies, hermosas flores violetas estaban floreciendo, recostó a Gabriela sobre las flores y sosteniendo sus manos, dijo:
-¡Mi niña!... ¡Mi bebe!... -Abre tus ojos y dime que no has muerto.
La niña solo guardó silencio y finalmente, casi al amanecer, Gabriela abrió sus ojos. No habló, solo miró a su madre, sujetando sus manos. A lo lejos sonaban las campanas del convento, y brillaba el sol radiante.
Cuando Gabriela murió, las hermanas rezaron en el convento, mientras la virgen,  llevó a la niña tan solo para que fuera la novia de Jesucristo... ¡Una gran alegría llenaba el corazón el las monjas!

Sol Brissolesi
14 años
Argentina.

No comments:

Post a Comment